Así lo han entendido casi todas las multinacionales que tienen presencia en el mercado colombiano, y sabemos que tomará un tiempo para que se masifiquen las bondades de la tercerización.