Los emprendedores de la cerveza buscan innovar y mejorar para llevar un producto diferente al consumidor, pero tienen que cumplir con las mismas reglas creadas para el monopolio.