Ya casi se cumple el primer año de la entrada en vigor del TLC con ese país asiático y los nuevos socios prevén grandes logros en materia de integración comercial.

El escenario es propicio para abrir mercado en Estados Unidos y en ese sentido los productos agrícolas tienen una inmensa oportunidad más si estos llevan un alto componente de valor agregado y buenas prácticas agrícolas.

Quienes conocen el mercado norteamericano afirman que la revisión del TLC de Colombia con el gobierno de Washington se ve lejana y pronostican buenos tiempos para la economía colombiana que puede crecer con cargo a México.

Los productores de Campoalegre en el Huila dicen que los retos son grandes por clima y globalización, pero confían en programa AMTEC para superar escollos.

El gobierno colombiano analiza diversas estrategias para darle dinámica al comercio independiente de lo que decida el nuevo Presidente de los Estados Unidos. Gobierno le apuesta a café con denominación de origen.

Los productores de frijol aseguran que con un tratado de paz en donde la ruralidad será determinante, no tiene presentación que se sigan promoviendo las importaciones de alimentos. Los acuerdos deben ser para tecnología y bienes de capital.

El ex ministro y ex presidente de Analdex asegura que Colombia debe propender por mayor productividad para sacarle real provecho a los acuerdos comerciales.

Para los labriegos el acuerdo comercial no solo lleva micos, también loros, guacamayas, manatíes y otras especies de fauna.

Hay carros de la marca que no están rodando porque la casa matriz en Corea no suministra los repuestos.

Según el gremio de los empresarios, el gobierno se llenó de acuerdos y no dio las condiciones competitivas para sacarles provecho.

Página 1 de 2