Viernes, 06 Abril 2018 22:12

La revolución educativa llegó al Poli

Por

El Politécnico Grancolombiano lanzó su nueva imagen coincidente con los nuevos tiempos.

En medio de una noche pletórica de luces, música, aplausos, y súbitas voces de tenores, barítonos y sopranos, el Politécnico Grancolombiano reveló su nueva imagen y destacó la importancia que cobra la educación a distancia en donde ya son visibles los resultados para la otra Colombia, la de la ruralidad, la del posconflicto y la que clama por mayor inclusión social.

Luego de una charla amena sobre los temas de educación superior, sus desafíos y el entorno, las directivas aseguraron que la institución cuenta con un modelo vanguardista, incluyente e innovador, enfocado en ofrecer una educación diferente hoy, para el liderazgo de mañana, a sus estudiantes de las modalidades presencial y virtual.

Con su modelo de educación virtual, el Politécnico Grancolombiano cuenta con más de 120 centros de servicio universitario, desde, La Guajira, San Andrés hasta Leticia, pasando por Choco y Guaviare, acercando la educación superior de calidad que ofrece en la presencialidad a quienes comúnmente no lograban acceder a ella.

El Rector del Politécnico Grancolombiano, Fernando Dávila Ladrón de Guevara, precisó que la institución de educación superior, ampliamente reconocida por su formación de excelencia en disciplinas académicas como las ciencias sociales, las ciencias económicas y las ingenieras. Ahora, será una universidad que definirá la nueva era de la educación ofreciendo a los estudiantes que busquen calidad e innovación programas de estudio que contribuyan a su formación profesional para sobresalir en el país y en el mundo.

Con el fin de ratificar su compromiso con el desarrollo estudiantil del país y la región, el Politécnico Grancolombiano da a conocer oficialmente su nueva imagen, que la define como una Institución de Educación Superior innovadora e incluyente, que busca superar paradigmas de la sociedad, presentando un modelo vanguardista, enfocado en diseñar diversas maneras de orientar y aprender, aprovechando vehículos tecnológicos, lúdicos, didácticos y pedagógicos que les permitirán a los estudiantes formarse de manera cada vez más integral y sin importar el lugar donde se encuentren.

El Poli ha consolidado un sistema de formación integral que reúne cinco características claves para el aprendizaje: innovación, expansión, servicio, gestión y educación de excelencia académica mediante el uso de las más modernas herramientas tecnológicas en el sector de la educación.

Parte de las virtudes con que cuenta este sistema son, por ejemplo, laboratorios de innovación educativa en mercado de capitales, en evaluación financiera de proyectos, en análisis financiero, así mismo, en programas como psicología, simuladores de prácticas, en seguridad y salud en el trabajo. Estás herramientas lúdico-tecnológicas hacen un seguimiento al proceso del estudiante y contribuyen en su aprendizaje que se convierten en una suerte de juegos en los que el alumno puede interactuar y aprender analizando en escenarios prácticos y de toma de decisiones en tiempo real.

De igual manera, El Politécnico Grancolombiano permite que los estudiantes puedan complementar sus estudios de pregrado con cursos de idiomas de manera presencial, con el uso de sus plataformas tecnológicas o mediante estancias en el exterior, prácticas internacionales y programas work and travel.

“Para el Politécnico Grancolombiano, el éxito obtenido al implementar el sistema de educación virtual en el país se ha reflejado a través de la innovación, calidad y responsabilidad social en la inclusión de estudiantes en todo el territorio nacional, pasando de tener 239 estudiantes en el 2008 a un poco más de 36.000 mil estudiantes en 2017”, aseguró Fernando Dávila Ladrón de Guevara.

Nuestro campus y aulas virtuales responden a las necesidades de un estudiante que requiere una experiencia académica por medio de multiformatos multimedia, con acompañamientos sincrónicos y asincrónicos que le brinden diversas formas de aproximarse al conocimiento, con tutores como orientadores de su proceso educativo y con diversas estrategias para la comunicación, la interacción con sus pares y la evaluación permanente, aseguró Javier Alonso Arango Pardo, vicerrector de Desarrollo Institucional del Politécnico Grancolombiano.

Del campus a la sociedad

Al ser parte de su gestión como ente transformador de la sociedad, el Poli cuenta con un proyecto de inmersión social llamado Create Camps, a través del cual los estudiantes de diferentes facultades se salen del ámbito teórico para ejercer la práctica en el campo de acción. Este modelo de aprendizaje, basado en proyectos de impacto social, usualmente culmina en interesantes emprendimientos.

Igualmente, la institución apoya los proyectos de emprendimiento de sus estudiantes, cuando estos tienen un aporte significativo y fundamentado. Es así como se han otorgado incentivos económicos y en formación académica o técnica. Este tipo de ayudas se convierten en el primer “empujón” para que muchos emprendedores grancolombianos pongan en marcha sus proyectos.

En este sentido, nuestro Rector Fernando Dávila Ladrón de Guevara asegura: “Sabemos que tenemos un compromiso con la sociedad y por eso también enfocamos nuestros conocimientos y buenas prácticas para impactar positivamente el desarrollo social y la vocación emprendedora del país”.

Para el Politécnico Grancolombiano, la educación en Colombia debe seguir transformándose haciendo uso de las oportunidades tecnológicas del momento, impartiendo una formación que les permita a los futuros profesionales, especialistas y maestros asumir grandes proyectos que contribuyan al futuro y progreso de Colombia.

La transformación educativa del Politécnico Grancolombiano quiere que más colombianos tengan acceso a la educación superior de calidad y hace una apuesta por un modelo de educación a distancia ya que el 96 por ciento de los estudiantes se educan de manera presencial.

Sobre el programa de Gobierno, “Ser Pilo Paga”, el Rector reconoció las bondades de la iniciativa, pero manifestó que esta debe ser sometida a una revisión con el fin de que los beneficiarios sean las personas que realmente requieren de este auxilio porque hay demasiados colombianos por fuera de los cascos urbanos que piden una oportunidad de educación superior toda vez que la realidad económica de sus familias les impide pensar en una universidad.

El “Poli” está listo según sus directivas para afrontar los retos que trae el edificar un nuevo país sobre pilares de posconflicto, de los nuevos escenarios económicos y de la necesidad de pensar más en tejido social e inclusión, entro de lo que clasifica emprendimiento, desarrollo y crecimiento de género así como innovación.

Visto 561 veces