Martes, 01 Agosto 2017 23:25

Industria absorberá cosecha arrocera, pero sin incentivo

La ANDI ratificó su compromiso de comprar la cosecha del segundo semestre, pero pidió que el Ministerio de Agricultura entregue los recursos de un eventual programa de incentivo al almacenamiento a los agricultores.

Por 

La Cámara Induarroz de la ANDI, justificó el por qué la industria molinera de arroz en Colombia le sugirió al gobierno en cabeza del Ministerio de Agricultura entregar directamente los recursos a los agricultores frente a un eventual programa de incentivo al almacenamiento.

Según la industria molinera hubo una serie de imprecisiones y errores que conllevaron a una alteración en el mercado del cereal que a la postre redundó en sobresaltos y en reparos tales como que el sector primario arrocero decidió apostarle a la agroindustria.

A criterio de la Cámara, en el segundo semestre de 2017 se recolectarán alrededor de 2´125.000 toneladas de arroz paddy verde, y por lo tanto se volverá a romper récord de producción (en promedio Julio-Diciembre de 2010-2016 se recolectaron 1´620.000 toneladas de arroz paddy verde)

De igual forma dijo, es evidente que los agricultores no atendieron el llamado a restringir el área sembrada hecho por Fedearroz a principios de año, a pesar de que el mismo gremio de los productores aseguraba que de no restringirse el área, se presentaría una sobreproducción que llevaría los precios de la materia prima a una caída drástica.

Induarroz precisó que el incremento en el área fue motivado por los altos precios pagados a los agricultores en 2016 y la primera parte de 2017. De haberse pagado un ´precio de ruina´, como lo aseguraban varios representantes de los agricultores en 2016, no se habría incrementado el área sembrada.

Manifestó que de acuerdo al Censo DANE-Fedearroz el departamento de Casanare sembró 20.000 hectáreas más que en 2016, y además la recolección de la cosecha estará altamente concentrada en los meses de agosto (41%) y septiembre (23%). Por ende, la capacidad de almacenamiento, secamiento y trilla en Casanare va a colapsar.

Fedearroz, aseveró la Cámara, ha venido construyendo molinos en varias zonas del país, con lo cual se ha convertido en un nuevo actor en la industria molinera. Fedearroz, sostuvo, es uno de los más importantes agentes de la industria molinera, ha venido construyendo molinos, hecho que le da interés en varios eslabones de la cadena.

Induarroz señaló a la Reforma Tributaria y a las altas tasas de interés como responsables directas de la afectación en la demanda agregada del país y en particular del consumo arroz en los hogares, disminuyendo drásticamente la rotación de inventarios, efecto que se ha visto en los resultados de las auditorías de la Bolsa Mercantil de Colombia, arrojando en julio de 2017 inventarios 40% superiores a los registrados en julio de 2016.

La ANDI precisó que desde hace tres meses se ha venido acusando infundadamente a las industrias de bajar los precios, desconociendo que éstas han vivido la situación de mayor sobreproducción de la historia del país, y desconociendo además que esta caída en los precios va precisamente en contra de los inventarios de las industrias que participaron en el programa de incentivo al almacenamiento del año 2016.

Finalmente, comentó Induarroz, las industrias que participan en el incentivo al almacenamiento compran la materia prima a precios más altos que los del mercado, y al ser imposible garantizar la participación de todos los agentes compradores, quienes no participan se abastecen de materia prima a precios menores, venden arroces más baratos en el mercado, y ponen en jaque a las industrias estoqueadas con arroces más caros. Este, dijo el gremio, es un riesgo que las industrias no están dispuestas a asumir en este año.

Con base en estas consideraciones la industria reiteró lo propuesto en el Consejo Nacional del Arroz en cuanto a que se le entreguen los recursos de los que disponga el gobierno directamente a los agricultores; asimismo, propuso que se haga uso de los multimillonarios recursos que recibe Fedearroz por cuenta de las subastas del TLC con EE.UU., que a la fecha ya suman más de US$62 millones (más de $190.000 millones), para aliviar la situación de los agricultores.