La nueva modalidad de transporte del grano es una prueba piloto que abarataría el costo de la exportación y beneficiará a productores y comercializadores. El tren para muchos es sinónimo de competitividad y opciones logísticas.

Según el gremio cafetero, la medida del gobierno mata la posibilidad del crecimiento del consumo interno de café.

Los caficultores huilenses están de fiesta porque lo que empezó como una aventura en la segunda década del siglo XX logró afianzarse como una muy bonita y rentable realidad.

Los proyectos asociativos y el protagonismo de la mujer cafetera están dándole un nuevo aire a una actividad que muy a pesar del bajonazo productivo, decidió especializarse y ganar terreno en los mercados más exigentes.

Los productores han estado al vaivén de un mercado que fue distorsionado con la caída del pacto cafetero en 1989. Desde entonces reina una especulación que llevó a la quiebra a más de un caficultor, enriqueciendo fondos y multinacionales.

En quince días arranca la cosecha cafetera en el Huila y en el resto del país, sin embargo los ánimos están caldeados por unos precios que a hoy están por debajo de los 700.000 pesos.

Los exportadores particulares del grano dicen que las alarmas están encendidas porque hay precarización del productor primario del grano y una posible reducción de la oferta de café.

Dentro de los retos está promover estrategias eficaces para seguir llevando el café colombiano a grandes superficies en todo el mundo.

Mesa de trabajo permanente entre el Gobierno y la Federación analizará y definirá el precio de referencia a partir del cual se activará la ayuda.

Las irrisorias remuneraciones no pagan ni siquiera los costos de producción lo que hace que muchos estén aburridos en tanto que las multinacionales siguen enriqueciéndose gracias a la ruina del productor.

Los cafeteros del Huila aseguran que el deterioro en la cartera es la consecuencia de una lánguida remuneración que no paga costos de producción ni las deudas bancarias.

Serán elegidos 4.776 miembros principales y suplentes de los Comités Municipales y Departamentales de Cafeteros.

El modelo cooperativo acopia el mejor café del Huila y del páis, empero es también un ejemplo agrícola e industrial que articula cooperativas, paisaje, grano excelso, innovación, marca y calidad humana.

Este buen paradigma de almacenes generales de depósito, puso en marcha el mayor complejo logístico e industrial de café en el mundo

Esta marca de grano excelso colombiano se produce en las alturas de Antioquia en donde el bebestible adopta mejores características y se hace muy especial.

Serán pagados 150 pesos por cada árbol renovado, bien sea por siembra o zoca, recursos que alcanzarán para la renovación de 253 millones de árboles, equivalentes a 50 mil hectáreas.

Caficultores del Huila aseguran que la cosecha del departamento para el año civil no tendrá ningún sobresalto. Lamentan que los precios de los agro-insumos sigan pegados al techo.

Arnubio Vargas, es el nuevo Presidente del Comité Departamental de Cafeteros del Huila y será quien cierre el actual periodo 2014-2018 a la cabeza de la Junta Directiva.

En Colombia muchos jóvenes se fueron del campo y de la caficultura porque vieron cómo se marchitaba la rentabilidad, hoy están regresando para retomar una actividad noble que le dio desarrollo al país.

En 2018 son varios los retos de los productores que tienen que seguir apostándoles a la renovación y a sacar adelante unas elecciones cafeteras para reorganizar la dirigencia en los Comités departamentales y municipales.

Página 1 de 5