Viernes, 02 Diciembre 2016 18:20

A la caficultura le llegó la hora de ahorrar: Vélez Vallejo

El gremio cafetero precisa que si bien hay una recuperación del sector, esta no debe compararse con una bonanza, tan solo es un buen momento que debe aprovecharse de la mejor manera.

Por 

La Federación Nacional de Cafeteros de Colombia hizo un llamado a los productores del grano para que inicien una cruzada de ahorro con el fin de aprovechar los recursos canalizados y enfrentar así las épocas de vacas flacas.

El Gerente General de La Fedecafe, Roberto Vélez Vallejo, indicó en Diariolaeconomia.com que los caficultores deben vislumbrar un sector próspero en donde la innovación, el aumento de productividad y el pago de deudas sean el común denominador, capitalizando un buen momento de la caficultura y no una bonanza como algunos señalan.

El dirigente comentó que el ahorro lo pide a gritos más por prevención que por algún mal augurio en materia de precios o de mercado. Dijo que inclusive el gremio prevé un 2017 muy por los mismos lineamientos de 2016 en lo que tiene que ver con los niveles de precios.

“Posiblemente podemos tener un mayor ingreso de cuenta de un mayor volumen producido porque esperamos no tener ningún impase climático y así las cosas en lo que hay que ser muy claro es que en el pasado, el ahorro lo hacía el Fondo Nacional del Café con cargo a unas mayores contribuciones, pero hoy toda la plata está en el bolsillo del cafetero y es el productor el que tiene que tomar la decisión de hacer la inversión y de donde poner el ahorro”, explicó el señor Vélez.

El dirigente gremial dijo también que los productores deben propender por fincas de alto rendimiento las cuales deben tener un manejo gerencial con el fin de seguir por los buenos fueros y dejar de lado la mendicidad porque en adelante la caficultura debe contar con unos cafeteros muy dinámicos, más productivos y responsables con una actividad que de vieja data le ha dado importancia y no pocos recursos al desarrollo del país.

Vélez Vallejo celebró la recuperación notable de la rentabilidad cafetera, pero comentó que ese mayor ingreso debe destinarse a la tranquilidad en cuanto a bajar los niveles de obligaciones con el sector financiero y a una reinversión en las fincas que deben tecnificar su producción, innovar y seguir con el plan de renovación con el fin de disminuir los riesgos fitosanitarios y cualquier amenaza que venga por ese lado.

Otra buena noticia tiene que ver con el superávit que mostró el Fondo Nacional del Café por cuanto reportó sobrantes o ganancias por más de 91.000 millones de pesos. Hay que decir que el Fondo hoy con la contribución y las exportaciones está por el orden de 300.000 millones de pesos. ”Eso es lo que le entra al Fondo por concepto de contribución, algo más por las inversiones y con eso tenemos que mantener todos los servicios que le da el FNC al cafetero.

En materia de exportaciones, el Gerente aseguró que entre enero y octubre de 2016 Colombia exportó 12,4 millones de sacos por un valor de 2.475 millones de dólares. El dirigente cafetero aclaró que los daños por el fenómeno de El Niño sumaron 500.000 sacos de café que representaron una pérdida de 100 millones de dólares.

El señor, Roberto Vélez Vallejo, sostuvo en la clausura del 83 Congreso Nacional de Cafeteros que ve a futuro una caficultura profesionalizada y preparada para los grandes retos que van desde el clima hasta el mismo movimiento de los mercados que siguen viendo en Colombia un abastecedor de café suave de óptima calidad.

Instó a los productores y a las 500.000 familias cafeteras a seguir haciendo la tarea en mejoramiento de la productividad porque el sector debe mostrar crecimiento, rentabilidad y eficiencia para poder manejar con generosidad todos los puntos que hay dentro de una hoja de ruta que ha sido diseñada para hacer viable la caficultura y para mantenerle una vigencia que la ubica como un sector líder en Colombia, de gran reconocimiento en el mundo.

En síntesis la Federación de Cafeteros de Colombia invita a los productores y al gobierno a trabajar mancomunadamente y afianzando sinergias que lleven al sector cafetero a verdaderos pedestales en donde se destaque un manejo empresarial de las fincas y en donde haya cada vez menos mendigos porque la idea es mostrar que la caficultura es sólida, sostenible y dueña de una musculatura financiera que la hace casi que perenne.

En julio del próximo año vendría un nuevo Congreso Cafetero con ocasión de los 90 años de la Federación, el cual será un evento extraordinario en Medellín en donde nació la institución cafetera.

“A esa celebración muy seguramente llegaremos con una Federación mucho más unida y más fortalecida”, concluyó el zar del café.