Martes, 28 Noviembre 2017 23:18

Invierno afectó metas de la cosecha cafetera, se esperan 14 millones de sacos

Los aguaceros de comienzos de año y los chaparrones de las últimas semanas diezmaron la producción en una cifra importante para la caficultura la cual tenía mejores expectativas.

Por 

La Federación Nacional de Cafeteros de Colombia reveló que lamentablemente la ola invernal golpeó la meta de producción en café trazada para este año porque en el último trimestre del año el gremio sintió las fuertes lluvias de diciembre, enero, febrero y marzo, meses con alta pluviometría que afectó básicamente la zona central cafetera y casi todo el país cafetero por lo que se verá una reducción sustancial de la cosecha octubre-diciembre.

En ese orden de ideas la cosecha cafetera sería de 14 millones de sacos en promedio, cifra inferior a la de 2016 cuando el año cafetero terminó con 14.6 millones de sacos, pero recalcó que este año civil y de la manera como los caficultores lo han estado diciendo, lo más seguro es que haya un 30 por ciento menos de producción para el último trimestre del año.

Esos 600.000 sacos menos pesarán, según declaró el dirigente, en las finanzas de los caficultores que vieron en el clima un enemigo por cuanto afectó la meta de producción y un mejor ingreso.

Independiente del clima, uno de los factores en donde no debe fallar la caficultura, anotó Vélez Vallejo, es en la renovación de 90.000 hectáreas al año la cual es una meta que no se puede borrar de la mente porque si el país no hace una renovación de ese estilo, el café que hay hoy se envejecerá y la productividad empezará a caer. Consideró como imperativo mantener los niveles de renovación de los cafetales para tener unas cosechas de alto valor.

La reunión mundial de café, por buenos senderos

Luego de la expectativa que generó la Cumbre Mundial Cafetera de Medellín, ya empezaron a producirse movimientos y noticias que hacen prever lo mejor en materia de precios toda vez que ya hubo una reunión en Costa de Marfil del grupo que quedó encargado de hacerle seguimiento al encuentro.

“Nuestro próximo Foro Mundial va a tener lugar en México, ya decidimos que será en 2019 y ya estamos contratando los estudios de los que hablamos en Medellín y ya hemos iniciado las conversaciones con las diferentes asociaciones que reúnen a los tostadores a nivel mundial”, reveló el líder cafetero.

Dijo que en el mundo entero los caficultores han ido diciendo y reiterando sobre la importancia de hablar en la cadena y en primer lugar con la industria, pero aclaró que los productores acudirán al último juez que es el mismo consumidor.

Para el Gerente de la Federación de Cafeteros, la única manera de incentivar a la gente para que siembre café o retome la actividad es demostrándole que hay futuro y por ello anuncios como los de Nespresso de meterse a fondo en Colombia y comprometerse cada vez más con los cafeteros nacionales, es una magnífica noticia para aquellos que quieren entrar en el mundo del café.

Anotó que el café es vital en la sustitución de cultivos porque la siembra depende de la voluntad de quienes están en la ilegalidad y que quieren volverse legales así como de encontrar un producto que los pueda acompañar a hacer un desarrollo económico hacia adelante, y en eso, expuso, el café tiene mucho que ver y mucho en qué jugar.

De los 14 millones de sacos que produce hoy Colombia entre el 40 y el 50 por ciento del grano que exporta el país, va para alguno de los programas de cafés especiales de los tostadores del mundo.

Sobre la recolección de café, Vélez Vallejo dijo que la mano de obra se convirtió en un problema grande de la caficultura e instó a los recolectores para que sigan en ese entorno agradable y único del café en donde una tarea, si bien no es fácil, sí recompensa porque deja unos ingresos importantes a quien permanece juicioso en la recolección.

“Yo si hago un llamado permanente para que los colombianos nos acompañen en la recolección de la cosecha cafetera porque de verdad ir a coger los granos es hacer patria”, apuntó Vélez.