Los infectólogos consideran que la clave para bajar los altos costos de estas enfermedades está en la prevención, pero también señalan al estado como gran responsable de muchos casos por la precarización de las políticas de higiene.

Publicado en Trabajo y salud