Domingo, 07 Marzo 2021 01:39

Pandemia aceleró los procesos de innovación y oferta inmobiliaria: Cobrac´s

Por

Vendrán propuestas interesantes, con áreas aptas para el trabajo y unos diseños innovadores y revolucionarios, todo gracias al adelanto al que llevó la enfermedad.

La firma Cobrac´s, con 55 años de experiencia en el ámbito inmobiliario de Colombia tiene toda la autoridad para hablar de construcción y movimiento en el sector de la vivienda. Durante décadas la compañía ha brindado servicios especializados en arrendamiento y venta de inmuebles en corretaje, administración de los mismos, pero igual en asesoría jurídica inmobiliaria y avalúos en todo el país.

Hoy cuando la pandemia deja secuelas y enseñanzas en la economía, nada mejor que escuchar la voz de la experiencia, básicamente de empresas que han erigido progreso y que literalmente pusieron los sólidos ladrillos del desarrollo en un país que una vez quede superada la coyuntura sanitaria, tendrá todas las oportunidades para reconstruirse y volver a las cifras positivas, tanto económicas como sociales.

En diálogo con Diariolaeconomia.com, el Gerente General del Grupo Cobrac´s, Alejandro Castañeda Jaramillo, anotó que desde el caso particular y la experiencia de otras empresas, el 2020 fue un año perdido, que pasó para la economía como si no hubiese existido porque los proyectos que estaban listos para arrancar tuvieron aplazamientos comerciales habida cuenta que la gente pospuso las compras, frenó las negociaciones de apartamentos y con ello, apuntó el contertulio, vino una serie de medidas perentorias, ajustar costos para sostener la actividad, mirar muy en detalle la caja para evitar quiebras, y buscar alternativas, viendo los difíciles meses venideros.

En el proceso experimentado, comentó Castañeda Jaramillo, pasaron cosas muy buenas para la construcción pues en primer lugar el gobierno extendió por nueve meses las licencias de urbanismo y construcción, es decir que de alguna manera disipó las preocupaciones que estuvieron presentes una vez llegó el problema. A criterio del empresario, es posible que el ejecutivo se haya quedado corto en el tiempo de dichas autorizaciones, pero reconoció que fue una determinación útil que ayudó.

Alejandro Castañeda Jaramillo

Destacó de igual manera el regreso de los subsidios a la vivienda de interés social, VIS, y los aplicados a la vivienda No VIS, una medida importante que le metió oxígeno al tanque para poder seguir con proyectos y trazando las nuevas hojas de ruta.

Un nicho de mercado en el que prácticamente todos en el sector de la construcción están entrando estrictamente es justamente donde hay ayuda.

 

“Noviembre del año 2020 fue el mes que más viviendas vendió en la historia de Colombia, un dato bien interesante porque allí fueron determinantes los subsidios. Uno ve que actualmente muchos constructores están metidos en proyectos de apartamentos pequeños, soluciones en donde las firmas pueden beneficiarse de los subsidios, y quizás otros segmentos. Veo movimiento en parques logísticos, ventas impulsadas por Internet, un tema que cambió o está en proceso de transformación”, declaró el señor Castañeda Jaramillo.

 

Afirmó que el tema de los locales comerciales se está viendo algo afectado, pero reconoció que igual la gente está empezando a utilizar esos canales online, haciendo que los parques logísticos muestren dinámica porque demandan sitios de almacenamiento de mercancías y centros de distribución.

En estratos altos, explicó Castañeda, la demanda de inmuebles ha estado deprimida, pero confió en que más adelante, cuando logre reactivarse el asunto, todo ese portafolio podrá funcionar.

Agregó que el capítulo de oficinas y consultorios es un frente a la fecha complicado ya que la tendencia de oficinas es a la reducción de áreas y por ello no descarta que empiecen a aparecer proyectos innovadores y acordes a la nueva realidad.

El mercado de consultorios, añadió, ha mostrado unas ventas muy lentas y por ello insistió que el nicho de negocio en construcción y finca raíz en general es la vivienda, básicamente en los sectores en donde hay subsidios.

 

Los cambios tecnológicos llevarán a nuevas soluciones

En opinión del Gerente General de Cobrac´s, Alejandro Castañeda Jaramillo, hubo varias cosas que pasaron en los últimos meses como por ejemplo las negociaciones de los cánones de arrendamiento, pues el Gobierno incentivó un decreto que en principio parecía, no iba a funcionar, y era promover el diálogo entre propietarios y arrendatarios para que a través del consenso, llegaran a acuerdos, un mecanismo que operó, siendo una tremenda iniciativa, pues si bien no había otra manera de manejarlo, la medida estuvo justo cuando se requirió.

En ese proceso, indicó, hubo muchos ajustes como personas que entregaron su vivienda, gente a la que le rebajaron arriendo y otras que lograron salvar el techo y la tranquilidad por las múltiples negociaciones y opciones para permanecer en las viviendas, luego la disposición fue importante.

En materia de tendencia, Castañeda dijo que las ventas de las casas por fuera de Bogotá y en sus alrededores se disparó sorprendentemente el año anterior, dejando ver a la fecha un crecimiento en los trancones de ingreso y salida del Distrito Capital. Un fenómeno de movilidad que se trasladó con las ventas a los municipios aledaños como Cajicá, Chía, Funza, Mosquera, Madrid, Facatativá, Tabio, Tenjo y otros.

El experto anotó que es factible que con el regreso de la normalidad, lo cual incluye tapones, estrés y largas esperas, el fenómeno logre frenarse, o sí por el contrario esa tendencia de vivir fuera de Bogotá o de las ciudades principales marque una propensión.

Sobre el trabajo en casa el Gerente General de Cobrac´s, manifestó que hay indudablemente, cosas que deben hacerse porque el teletrabajo funciona perfectamente, pero con cuatro personas haciendo sus labores desde la vivienda o en un apartamento de 80 metros cuadrados, la eficiencia es imposible porque se necesitan cuatro computadores que usualmente la gente no los tiene, pero igual exige cuatro sitios de trabajo porque un número de personas en una jornada de trabajo, quieran o no, van a incomodarse, ello sin hablar de los niños, las labores caseras, los gritos, la olla de presión y muchos otros factores que alteran la verdadera funcionalidad y sosiego para llevar a cabo labores de oficina.

 

“Me da la impresión que eso va a derivar en proyectos con zonas comunes bastante generosas y con sitios de trabajo, pues si bien está claro que una persona puede laborar desde su residencia, debe hacerlo en áreas adaptadas para sus operaciones, rendimiento y competitividad. Puede pasar del espacio familiar a unas zonas especiales para trabajar, unos coworking en el edifico, o posiblemente en las casas hacia afuera, es decir, grandes ayudas que llegarán con nuevas propuestas en construcción”, aseveró Castañeda.

 

Sobre el tema del teletrabajo y las nuevas tendencias, el empresario precisó que es importante desarrollar labores a distancia de la empresa. De todas maneras conceptuó que resulta necesario ir a la oficina, hacer las reuniones de grupo, promover la integración de personas etcétera. Agregó que visto de esa forma igual empezarán a aparecer soluciones video-acomodadas pues la pandemia empujó a la humanidad a las tecnologías y adelantó la vida en 15 o 20 años. Hace dos décadas, aseveró, había Sky, herramienta para trabajar remoto, pero nadie lo hacía, al parecer por la poca velocidad de la Internet o la falta de preparación.

El salto, remarcó, tocó darlo a la brava y hoy las personas manejan todas las herramientas y plataformas digitales hasta el grado de alcanzar destrezas para hacer el mejor uso de esos instrumentos que indudablemente impactará la conformación de los proyectos habitacionales y de finca raíz en general.

 

La situación es compleja, pero hay margen para salir adelante

En medio de la dificultad económica, expresada en desempleo, quiebras en el sector real, perspectivas complejas y otros factores de dinámica empresarial, Cobrac´s, reconocida firma inmobiliaria estima que hay condiciones para la venta de vivienda, de inmuebles y en general para mover todos los indicadores favorablemente.

Aclaró que las mejores oportunidades de inversión suelen llegar en épocas de crisis como la vivida en el momento y eso, recalcó, hará que quienes dispongan de capital a la mano, encontrarán unas opciones sensacionales porque sencillamente hay gente que demanda liquidez, la que encontrará ofreciendo sus activos que saldrán a venta más baratos y justo allí los compradores aparecerán aprovechando la coyuntura y el costo de oportunidad. En la otra orilla, afirmó el directivo, quien no tiene liquidez, pero tiene la expectativa de un crédito, puede hacerlo con toda tranquilidad porque las tasas de interés son las más bajitas en la historia económica del país.

 

“Están prestando casi al siete por ciento efectivo anual, un tipo de interés que no se había visto durante muchos años, por lo menos yo nunca lo vi. Los bancos están rapando las carteras, a las personas las llaman de las entidades financieras, preguntándoles si tienen crédito para comprarlo, procedimiento que incluye el mejoramiento de la tasa. Hay casos como uno que conozco en el que al usuario de crédito le optimizaron la tasa, pues pasó del 11 por ciento al 7,5 por ciento, casi que sin hacer nada. La cuota de ese crédito bajó de manera considerable”, puntualizó Castañeda.

 

En opinión del conocedor, el momento es ideal para comprar vivienda y para hacer inversiones en finca raíz. Vio con muy buenos ojos el hecho que vengan los subsidios del Gobierno y que sigan bajas las tasas de interés, un entorno fabuloso para inyectar recursos en vivienda o en capitalizar con inmuebles que siempre serán el mejor negocio. Esto, sostuvo, no vuelve a pasar.

El hecho que haya inversión en casas, apartamentos, bodegas, oficinas y en todo lo que lleve ladrillos y cemento para hacer realidad proyectos y diseños modernos, agilizará por obvias razones la economía del país. El movimiento, subrayó, está en donde el ejecutivo está ayudando y es en Vivienda de Interés Social como también en estrato tres, unas construcciones de 500 o 400 millones de pesos hacia abajo, de tal manera que hay unos apoyos que están cuadrados para que duren hasta el término de la administración Duque Márquez.

El empresario dijo que pese al reporte en la tasa de desempleo que afecta a varios sectores, en construcción, por la misma dinámica de las firmas edificadoras y los respaldos del Gobierno, las ventas están reactivándose, hay demanda y con ello aumenta la oferta de puestos de trabajo.

Dijo que es considerable el número de proyectos de apartamentos pequeños, una tendencia que no se da solamente en Colombia sino en todo el mundo. Se trata, indicó, de edificios que tienen zonas comunes para hacer lo se llama el colín, algo que está funcionando muy bien.

En su análisis, pese a las víctimas y los saldos socioeconómicos, la pandemia dejó lecciones, enseñanzas y cosas positivas porque hubo innovación, adelanto tecnológico y quizás lo más importante, el recuperar espacios familiares que llevó a retomar la convivencia en el hogar, llevando al máximo indicadores claves de vida y felicidad. La situación hizo que se metiera en cintura el ritmo desenfrenado en el trabajo que evitaba el contacto con los seres queridos. La pandemia trajo integración, permitió repensar las empresas, las obligó a mejorar, a replantear costos y procesos, a proyectar futuro, pero también a comprar lo requerido y no un volumen para perder, sencillamente les abrió los ojos a los empresarios, haciéndolos definir qué se necesita y qué no.

 

“Esta pandemia tuvo un instante muy interesante y fue pensar en muchas aspectos de la vida, pero igual en la organización, en el verdadero papel como seres humanos y fue esencial en el reencuentro con la naturaleza. Estoy totalmente seguro que la gente reflexionó”, expresó Castañeda Jaramillo.

 

Tributaria, ¿la mala hora?

En el tema tributario, Cobrac´s, tiene sus puntos de vista, partiendo de la base que en Colombia le han dado plata a mucha gente. Anotó que las ayudas del Gobierno a las empresas resultó determinante porque ello no solo salvó factorías sino el ingreso de muchísimas familias que vieron su empleo amenazado.

El gobierno, reconoció Castañeda, cumplió, sacó los recursos y descuadro la caja, apelando a todo, préstamos, ventas y el uso de reservas para poder honrar la palabra.

Ya en términos tributarios, el respetable inversionista, analizó que en Colombia, históricamente se ha visto que quienes más pueden pagar no pagan lo debido, un tema de siempre. Deploró que las reformas tributarias son iniciativas que no prosperan, negándole al país la posibilidad de conjurar los profundos males fiscales. Manifestó que una clara muestra fue la última propuesta impositiva que entró de una forma y salió de otra, todo por los intereses políticos que llevaron el tema de los impuestos en una colcha de retazos.

La reforma, sentenció, no tiene reversa, va porque va, muy seguramente tocará a algunos, otros se moverán y evitarán el compromiso, pero el movimiento tributario es una tendencia mundial por cuanto el globo quedó totalmente descuadrado y a toda costa debe recuperar las inversiones hechas para soportar la crisis que generó la pandemia.

 

“Colombia necesita una reforma tributaria a la medida del país, eso sería ideal porque las otras han sido la consecuencia del lobby, de las evasivas y de la falta de compromiso por subsanar un mal gigante que sigue creciendo en desmedro de la economía y la sociedad”, concluyó el Gerente General de Cobrac´s, Alejandro Castañeda Jaramillo.

 

En 55 años, Cobrac´s que arrancó como inmobiliaria fue creciendo y abriéndole paso a un par de empresas que operan al amparo del grupo, ACCI una compañía de consultoría inmobiliaria con más de 15 años de experiencia, especializada en estructuración, gerencia, comercialización, administración e inversión inmobiliaria.

La otra empresa es Global Staff, una firma constructora que acredita más de veinte años en el mercado, reconocida por su espectacular diseño arquitectónico, urbano, construcción e interiorismo.

Cobrac´s, está pasando a una segunda generación, es una empresa que durante 55 años ha mantenido prestigio, un buen nombre y todo el reconocimiento. La firma enseñó que cuando las cosas se hacen bien, la sostenibilidad es una grata consecuencia.

Esta compañía ha estado al frente de los grandes retos, ha focalizado sus iniciativas partiendo de los temas retadores del país y el mundo pues leyó la globalización y las necesidades que llegan con esta. Por tal razón el grupo sabe que el futuro inmediato está en soluciones e inmuebles comerciales e industriales que se hacen perentorias por los mismos acuerdos comerciales rubricados con Estados Unidos, Europa, el Triángulo Norte de Centroamérica y otros previstos con países asiáticos.

Cobrac´s, como conocedora del mercado, ha visto en el fideicomiso de inversión inmobiliaria un instrumento vital para llamar la atención de inversionistas nacionales e internacionales que califican muy bien ventajas como ingreso y valor. Es un convencimiento en esta prestigiosa firma que la inversión inmobiliaria así como la hecha en suelos para edificar, se ha logrado consolidar como segura y beneficiosa.

Visto 2533 veces