Viernes, 14 Junio 2019 11:23

Crem Helado, una historia de encanto que le da a la vida un sabor más rico

Por

La marca Crem Helado, la misma que nació en 1955 presentó su nueva imagen para seguir ofreciendo alegría, nutrición y sabor en cada uno de sus productos.

Crem Helado, marca de Meals de Colombia, empresa de Grupo Nutresa, y que por más de seis décadas ha acompañado los momentos de felicidad y placer de distintas generaciones de colombianos, evoluciona a través de su imagen para ofrecer nuevas experiencias.

Dando respuesta a las necesidades y exigencias del consumidor de hoy, Crem Helado, una marca que ha producido millones de sonrisas en igual número de consumidores, cambia la cara que ha conservado durante los últimos 20 años para seguir entregando momentos de felicidad a sus consumidores actuales y futuros.

“Queremos seguir siendo la marca más cercana para el consumidor con una imagen que esté a la vanguardia, más actual, que transmita modernidad y un estilo de vida real y más cercano. Puede que no todo sea perfecto, pero la felicidad es posible. Esa felicidad puede estar en la familia, en la naturaleza, incluso en momentos especiales al lado de un helado. Lo que realmente puede cambiar nuestras vidas es la actitud con la que asumimos cada momento”, afirmó Mario Niño, Presidente Meals Colombia.

Desde su fundación, la imagen de Crem Helado ha atravesado por varias modificaciones y actualizaciones, la última efectuada en 1999, sin dejar de evocar la cremosidad y apetitosidad de los productos. A esta versión se le sumó en 2004 un elemento como el arco iris, encargado de transmitir toda la magia de la marca.

La nueva imagen, que estará presente en los empaques de todos los productos, congeladores, carros tilines, timbos y camiones de reparto de la marca, entre muchos otros elementos, conserva el rojo como color predominante, pues además de ser llamativo, representa la fuerza, el vigor y la energía de las nuevas generaciones, así como el disfrute y el placer.

El blanco o crema, por su parte, representa la asociación con la leche, ingrediente fundamental de los helados y su sustento nutricional. Con el blanco, Crem Helado reafirma que, además de divertidos, sus helados son un alimento que nutre, y esto hace parte esencial del compromiso de la marca con las tendencias de la alimentación.

Es así como desde 2013 la marca ha reformulado todo su portafolio para fortalecer el aporte nutricional de sus productos. Esto, sumado a la nueva imagen que hoy presenta, le permitirá ofrecer una nueva propuesta mucho más natural asociada a productos sin colorantes ni conservantes artificiales y con reducciones en los contenidos de azúcar.

“Lo que queremos comunicar a través de nuestra nueva imagen es que la vida es sugestiva y sabe más rico poniendo una nueva cara. Además, tiene tantos significados como maneras de asumirla. Quizás sea ese corazón que late en nuestro pecho y nos permite sentir orgullo por cada cosa que hacemos, tal vez es una boca que sonríe a la vida o una lengua que se deleita con el sabor de los helados”, concluyó el señor Mario Niño.

Hay que decir que la empresa vende en promedio 450.000 millones de pesos y dentro de sus metas para 2019 está cerrar con despachos que lleguen a 500.000 millones de pesos. Este producto colombiano les da la mano a los campesinos colombianos porque les compra la leche y otras materias primas tales como fruta y otros insumos vitales en la fabricación de los mejores helados que según la firma se fabrican en Colombia. Esas compras las hace la empresa en la Sabana de Bogotá y en las fincas que quedan en inmediaciones de Manizales por la planta que la firma tiene en esa región.

Crem Helado apoya así el desarrollo rural y todas las labores de la ruralidad expresadas en ganadería de leche y en producción de frutas y productos que le ayudan a la marca a ganar sabor y agrado en la gente.

Este producto accesible por estar en todo el país y asequible por tener un costo relativamente bajo le llega a millones de familias que encuentran las mejores tardes o los mejores días en torno a una salida que culmina con un buen helado. No en vano la firma comercializa en promedio día 1.8 millones de helados en todas sus presentaciones, es decir que promedio mes un colombiano consume un helado de la marca.

La empresa, de alta tecnología, genera más de 1.600 empleos, cuenta con 70.000 clientes directos, 92.000 congeladores entre tilines y timbos, tres plantas de producción que logran llevar al público más de 150 productos que hoy fortalecen el portafolio de la compañía.

Crem Helado realiza 24 lanzamientos de nuevos productos anuales es decir que se caracteriza por su innovación, permanente exploración de sabores y presentaciones y por un acercamiento a la familia colombiana de manera tan estrecha que logró así potenciar la fidelización. Es por eso que la participación de Crem Helado en el mercado es del 80 por ciento. Cabe precisar que la venta de helados generalmente se da por impulso, es decir que suele ser fortuita y no una compra programada, salvo algunas excepciones como piñatas, fiestas y atenciones infantiles, cundo no de jóvenes o adultos mayores.

El ejercicio económico del año anterior dejó ver ventas superiores a los 450.000 millones de pesos de los cuales el EBITDA fue del 12 por ciento a favor de la compañía.

A criterio del Presidente de Meals Colombia, Mario Niño, hay una realidad llamada TLC por cuanto ya están ingresando productos que compiten con Crem Helado, enfrentando la dura competencia que hay en el mercado colombiano en vista que las firmas nacionales afortunadamente hicieron la tarea y le apostaron a la innovación y a la tecnología para ganar en productividad, competitividad y calidad. El directivo aseguró que así como michas marcas han llegado al país, igual muchas se han ido porque la fidelización impuso una pared para quienes buscan destronar a quienes han tenido el mercado de los helados en Colombia durante largas décadas.

“Eso nos pasó con helados La Fuente cuando la tomó Unilever que hoy no está presente. Nosotros nos concentramos mucho en trabajar para tener productos de muy buena calidad y es por eso que le apostamos de manera decidida en temas de desarrollo e innovación y en la obtención de productos que sean muy buenos para el paladar del colombiano, también trabajamos en la negociación de las mejores materias primas para tener un buen precio y ser mucho más asequibles al consumidor porque entendemos muy bien los niveles de gasto que tiene el colombiano, es decir, sabemos que puede y que no puede tener, razón por la cual desarrollamos una línea económica para ampliar el consumo en Colombia”, declaró Niño.

En Crem Helado siempre hay unos sabores base de fresa, vainilla y chocolate que son los que usualmente demanda el público, sin embargo hay una serie de opciones en todas las presentaciones que han sido de rotundo éxito como fie el caso de los helados de la línea artesanal. Igual dieron enorme resultado las mezclas y la combinación de sabores.

Esta transición y el cambio de imagen demanda un tiempo que está estimado entre tres y cuatro años y el costo de la imagen y su implementación podría costar 10.000 o 15.000 millones de pesos. La empresa reveló que el mercado de helados en Colombia puede superar los 1.1 billones de pesos, en donde la participación de Crem Helado tiene una importante participación con una tendencia a crecer a cifras muy sugestivas.

Finalmente la empresa indicó que el cambio climático entró a hacer parte en las decisiones de la compañía toda vez que los veranos llegan en invierno y los inviernos en verano, este fenómeno climático aumenta o resta ventas, pero igual genera un reto importante en la venta de helados porque obliga a la empresa a leer el clima y las tendencias de consumo. Las regiones que más consumen helado, paradójicamente no son las de tierras costeras o de elevado calor sino las de zonas templadas, puntualmente las de Antioquia y el eje Cafetero.

Otro reto es lograr que las capacitaciones que se les va a dar a las heladerías tengan un efecto positivo en esos puntos de venta porque se trata de enseñar sobre administración, manejos financieros, de calidad y la manera adecuada de llevar un adecuado manejo de flujo de caja sobre la base un P y G y un balance óptimamente llevado, sin dejar de lado los temas tributarios y el manejo del negocio.

Visto 8779 veces