Jueves, 20 Junio 2019 01:12

Gracias, Trump: "La era 'Made in China ha terminado"

Por

Como consecuencia del traslado de la producción, la instalación de Giant en Taiwán realizará turnos dobles para satisfacer todos los pedidos reubicados.

El mayor fabricante de bicicletas del mundo, Giant Manufacturing, empezó a desplazar su producción fuera de China. La decisión de trasladar la producción para pedidos de Estados Unidos a Taiwán se tomó después de que el presidente estadounidense, Donald Trump, amenazara con imponer nuevos aranceles en septiembre de 2019, informa Bloomberg.

Giant Manufacturing puso en marcha una fábrica en Hungría en julio del 2018 y cerró a finales del mismo año una planta en suelo chino. Como consecuencia del traslado de la producción, la instalación de Giant en Taiwán realizará turnos dobles para satisfacer todos los pedidos reubicados. Además, la compañía anunció que busca a un socio en el Sudeste Asiático.

"Cuando Trump anunció su plan de imponer aranceles del 25%, lo hemos tomado en serio. Nosotros empezamos a movernos antes de que él cerrara su boca. Me di cuenta el año pasado de que la era Made in China y la de suministros globales había terminado", declaró la presidenta de Giant, Bonnie Tu.

El director general de la empresa Li & Fung, Spencer Fung, se hizo eco de los sentimientos de Tu, aseverando que China se ha convertido en la llamada fábrica del mundo porque era muy eficiente en la producción de bienes.

"Ellos, los empresarios, han puesto todos sus huevos en la cesta de China porque los chinos son muy competentes. Ahora, la guerra comercial está forzando básicamente a la gente a reconsiderar toda su estrategia global de suministros y diversificar sus cadenas fuera de China", afirmó Fung.

El deseo de Giant de reubicar pedidos fuera de la nación asiática se vio afectado por los aranceles, que han provocado la reacción de inversores y analistas. Como resultado, el precio de sus valores se disparó un 80% este año hasta situarse en su nivel más alto, que no se había registrado desde 2015.

La conciencia y fabricación flexible de Giant son clave para su capacidad de evitar riesgos relacionados con los aranceles. Según Tu, los aranceles elevados añaden en promedio 100 dólares al precio de sus bicicletas producidas en China y exportadas en Estados Unidos, en comparación con las áreas libres de aranceles.

La empresaria agregó que si Washington decide retractarse de su plan de imponer aranceles, la compañía volverá a ubicar la producción en China inmediatamente.

Giant forma parte del creciente número de empresas globales que lideran la reubicación de la producción fuera del gigante asiático debido a la escalada de la guerra comercial entre los dos países. Esta semana, Intel comunicó que está reconsiderando su cadena global de suministro, mientras que el mayor suministrador de bienes de consumo Li & Fung comunicó que la guerra comercial lo empuja a diversificar la producción fuera de China.

Visto 606 veces