Martes, 09 Enero 2024 22:27

Uno de cada tres países de la ONU emprendió el camino de la desdolarización

Por
Uno de cada tres países de la ONU emprendió el camino de la desdolarización Imagen-de-Igor-Dibrovin-en-Pixabay

La desdolarización es una de las consecuencias de la creciente fragmentación de la economía mundial y de la transición a un mundo multipolar.

La política de sanciones de EEUU encaminó a muchos países a reevaluar su dependencia del dólar como instrumento de pago internacional. Al día de hoy, uno de cada tres países ha decidido desarrollar sus propios medios de pago nacionales, revela un análisis de Sputnik.

Sputnik examinó declaraciones de funcionarios de 193 países de la ONU en los medios de comunicación. Representantes de 68 países apoyaron inequívocamente la desdolarización o declararon que están tomando medidas en este sentido.

Los más valientes llaman abiertamente a luchar contra el dólar desde los podios políticos. En primer lugar, los miembros de fuertes agrupaciones regionales como la ASEAN o los BRICS. Por ejemplo, el presidente brasileño Luiz Inacio Lula da Silva propone regularmente crear una moneda alternativa al dólar para los acuerdos dentro del grupo. De opinión similar es el ministro de Finanzas sudafricano, Enoch Godongwana, partidario de aumentar los préstamos en moneda nacional.

La desdolarización es una de las consecuencias de la creciente fragmentación de la economía mundial y de la transición a un mundo multipolar, afirmó el jefe del departamento de análisis del Banco de Finanzas Corporativas, Maxim Osadchi.

 

"Se intensificaron debido a las sanciones antirrusas, que demostraron claramente los riesgos de la dependencia de la economía nacional de la divisa estadounidense. La desdolarización reduce la demanda del dólar y, en consecuencia, contribuye a su devaluación", concluyó el experto.

 

Al mismo tiempo, muchos países comprendieron que el dólar es un peligro no solo como medio de pago, sino también como instrumento de ahorro, por lo que tiene sentido considerar el concepto de desdolarización de forma mucho más amplia.

Israel, por ejemplo, anunció que reducirá la parte del dólar en las reservas de divisas en favor del yuan. Algunos países están adoptando medidas más puntuales para reducir la dependencia de su población de las divisas extranjeras. Entre ellos está Vietnam, que prohibió los depósitos en divisas a largo plazo.

 

Desdolarización progresiva

La mayoría de las veces, los intrépidos llamamientos a declarar la guerra a la moneda estadounidense son realizados por dirigentes y políticos del continente africano y de América Latina. Por ejemplo, el presidente de Kenia, William Ruto, pidió a los dirigentes locales que den los primeros pasos para abandonarla en favor de liquidaciones a través del sistema panafricano de pagos.

Algunos países están respaldando su descarada retórica antidólar con acciones concretas. Por ejemplo, Ghana está explorando activamente la posibilidad de comprar petróleo a cambio de oro en lugar de dólares. Y el primer ministro de Laos, Sonexay Siphandone, decidió dificultar los pagos en moneda estadounidense, firmando un decreto de varias páginas sobre el control obligatorio de tales pagos.

Mientras tanto, la mayoría de los representantes del bando de la moneda nacional prefieren actuar con más cautela, sin declarar directamente sus preferencias de pago. Al mismo tiempo, están solicitando activamente su adhesión a diversas uniones económicas que persiguen la desdolarización. Así, los gobiernos de varios países han mostrado su interés por formar parte de los BRICS.

 

Alternativas monetarias

Hay países que también evitan declaraciones extravagantes. Sin embargo, organizan sus acuerdos de tal manera que no dejan duda sobre su tendencia a la desdolarización. Por ejemplo, Bangladés, que pasó completamente a la rupia en su comercio con India. Mauricio y Sri Lanka también favorecieron esta moneda en el comercio mutuo.

Al mismo tiempo, los dirhams de los Emiratos Árabes Unidos no son menos populares en el mundo en desarrollo. Por ejemplo, Pakistán realizó una serie de importantes transacciones de grano y petróleo en esta moneda. Y el principal impulsor de la moneda emiratí son los propios Emiratos, que pasaron de utilizar el dólar en el comercio de petróleo a la moneda local.

El rublo también se mueve activamente en todo el mundo. Reviste especial interés para los países que colaboran estrechamente con Rusia, principalmente los de la Unión Económica Euroasiática. Armenia, por ejemplo, declaró un rechazo total a los acuerdos con Rusia en dólares y euros.

El yuan chino es el rey absoluto entre las monedas alternativas a la estadounidense: durante casi todo el año 2023, el sistema interbancario SWIFT, a través del cual son realizadas la mayoría de las liquidaciones mundiales, informó de su vertiginoso éxito.

A finales de noviembre de 2023, la proporción de liquidaciones en yuanes a través de este sistema alcanzó un máximo histórico del 4,61%: por primera vez, la moneda china logró desplazar al yen japonés en la clasificación de los medios de pago más populares. En general, China está haciendo mucho por popularizar su unidad de cuenta.

Por ejemplo, en Hong Kong, Singapur y Europa fueron abiertos centros especiales de liquidación para facilitar los pagos en yuanes, y el gigante asiático también está estableciendo activamente contactos con bolsas extranjeras, al tiempo que se encuentra entre las naciones que están desarrollando una moneda digital nacional, aspecto que constituye también una de las formas de reducir la escasez de divisas de liquidación.

A pesar de los esfuerzos de desdolarización, llevados a cabo por países de todo el mundo, el dólar sigue manteniendo su liderazgo en la clasificación de monedas de liquidación populares. Según SWIFT, en noviembre de 2023, representó más del 47% de todas las liquidaciones a través de este sistema.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, intenta apoyar a la divisa nacional con intervenciones verbales, expresando su confianza en la inviolabilidad de la posición del dólar en respuesta a los informes sobre los acuerdos entre Brasil y China para abandonar esta moneda en el comercio mutuo. El tiempo dirá si el dólar podrá mantener su hegemonía.

Visto 450 veces