Viernes, 06 Diciembre 2019 22:36

Caficultores saludan anuncios del gobierno para el sector

Por

En la clausura del 87 Congreso Nacional de Cafeteros el Presidente Iván Duque, habló de respaldos entre los que se cuenta una caficultura más competitiva y con vías terciarias.

Los caficultores colombianos celebraron los compromisos del gobierno nacional que apuntan al lanzamiento de un plan estratégico 2030, es decir una caficultura óptima trazada a diez años.

El Gerente General de la Federación Nacional de Cafeteros de Colombia, Roberto Vélez Vallejo, indicó que las notificaciones no pueden ser mejores más cuando se declara hincha furibundo de las políticas de largo plazo que finalmente son las que necesita el sector agropecuario y desde luego la caficultura.

 

“Yo he venido planteando inclusive la necesidad de una junta agropecuaria que sea espejo de la Junta Directiva del Banco de la República, es decir un cuerpo colegiado conformado por hombres probos, con gente muy especializada, ojalá del sector agropecuario para lanzar y mantener esas políticas, pero igual el manejo de las variables de largo plazo de la agricultura”, anotó.

 

Comentó que con el Presidente de la República y por insinuación del mismo funcionario quedó un documento llamado el 2030 en donde quedarán plasmadas las necesidades y los compromisos del sector para los próximos diez años, el apoyo del gobierno nacional y el apoyo institucional.

Consideró de gran importancia el compromiso estatal porque se trata del anhelo del gremio cafetero que inclusive va mucho más allá porque igual el Primer Mandatario prometió un documento del Consejo de Política Económica y Social, CONPES, herramienta creada con la ley 19 de 1958, y que en esta ocasión estaría listo a mediados del próximo año, documento que incluirá los temas que son fundamentales para la caficultura en la próxima década.

En opinión del dirigente gremial, los anuncios palaciegos dejan un buen sabor y una inmejorable sensación que hace que se sienta muy reconocido con el Primer Mandatario y supremamente agradecido con el trabajo que han realizado este año los cafeteros.

Señaló que las cifras son tozudas pues en su saber y entender, en ocasiones los discursos sobran porque no se trata sino de mirar los número y estos son favorables para toda la caficultura en todos los rubros. Dijo que ahora hay que enfrentar el devenir y allí es donde se debe sortear con tino lo que se viene, pero consideró que en el entorno cafetero se viene construyendo y por eso resulta importante contar con una caficultura mucho más resiliente y preparada lista para los choques que pueden ser climáticos, de precios o de cualquier fenómeno.

 

“Por el lado del clima hay una caficultura con un 82 por ciento en variedades resistentes y por el lado de los precios ya hay un fondo de estabilización de los mismos, luego ahora hay que ver como de manera creativa el sector es capaz, no solamente de alimentar el fondo, sino de crear unas herramientas que ayuden a proteger el ingreso, es decir que hay muchísimo trabajo, pero también mucha esperanza y unidad gremial para seguir empujando el barco del café hacia adelante”, afirmó el Gerente.

 

Aclaró que el Conpes generalmente depende de la voluntad del gobierno y es la manera como oficialmente el ejecutivo acude a la máxima autoridad nacional de planeación desempeñándose como organismo asesor del gobierno en todos los aspectos relacionados con el desarrollo económico y social del país. Explicó que para lograr que el Conpes sea un hecho, este debe coordinar y orientar a los organismos encargados de la dirección económica y social en el gobierno a través de un juicioso estudio y aprobación de documentos sobre el desarrollo de políticas generales que son presentados en una sesión. Recalcó que el Departamento Nacional de Planeación desempeña las funciones de Secretaría Ejecutiva del Conpes.

El directivo precisó que una cosa muy diferente es que el ejecutivo firme con todos los ministerios compromisos de largo plazo y otra cosa es que quede en un documento de política económica que asume obligaciones y hace convergencia con una política de estado que para el caso serían unos lineamientos de grueso calibre de la caficultura hacia el futuro.

Sobre el Fondo de Estabilización de Precios que tiene ya firma en el decreto le esperan la reglamentación y la firma del contrato de administración para que pueda iniciar actividades en enero. Los precios y las bases aún son aspectos que debe determinar el gobierno pues hacen parte de la reglamentación.

 

“Creo que hay que diseñar el fondo para proteger al sector cafetero de las caídas y a ese fondo hay que darle la posibilidad de actuar en coyunturas especiales haciendo fijaciones de grano a futuro para el 2020 y 2021, es decir que se puede vender ya a través de los mecanismos financieros de la bolsa de futuros un millón o dos millones de sacos para lo cual es necesario poner unos recursos y en ese orden de ideas podríamos tomar plata del fondo, poner esos recursos y saber que ya hay por lo menos dos millones de sacos que nunca tendrán un precio por debajo del millón de pesos. El tema es trabajar en un mundo de cosas y que invitan a ser creativos para que el fondo no se limite solamente a ser un gato gordo, esperando a ver si el precio baja de 750.000 o 700.000 pesos, hay que ver como se le da a eso toda la agilidad”, sostuvo el Gerente General de la FNC.

 

Sobre los precios que está pasando del millón de pesos, Vélez Vallejo apuntó que más que un buen augurio, esas tarifas hacen parte de un descanso que los cafeteros se merecen porque son casi tres años de unos precios que ponen en duda la supervivencia de la caficultura.

Al hacer deducciones indicó que para aprovechar los precios con niveles del millón de pesos, la mejoría para el ingreso al caficultor llegaría con una cosecha de primer trimestre o extendiéndola hasta mayo para recoger de verdad los frutos de los precios altos si es que se mantienen. Dijo que en sus cálculos ya hay un millón de sacos vendidos hacia futuro por lo que consideró que es necesario empujar a los cafeteros para que lo hagan.

Los temas que hacen parte del compromiso del gobierno y que tienen que ver con renovación, investigación, calidad y vías aún no hacen parte de un compromiso sino de una voluntad y de la política misma. Agregó que si se logra el documento Conpes lo que se tiene que procurar después es la rúbrica de un documento que desprende del Consejo Superior de Política Fiscal, CONFIS, porque Conpes sin CONFIS, expresó el Gerente General, es como un jardín sin flores.

Con el fondo hay muchas ideas y la idea es que la plata trabaje y le rente a los caficultores, pero en esencia lo que busca el gobierno y el gremio cafetero es tener los dineros para cubrir una caída de precios. Este fondo tendrá igual una junta que trabajará al unísono en aras de fijar la política más idónea para el fondo sobre la base de qué hacer y qué no hacer porque el precio bien puede mantenerse a niveles altos. Lo cierto es que hay tranquilidad porque este fondo será administrado por la Federación Nacional de Cafeteros.

 

Inyección de recursos para vías terciarias, un anuncio excelente

Previo a la clausura, el Director de Planeación Nacional, Luis Alberto Rodríguez, había anunciado una inversión de 700.000 millones de pesos anuales en vías terciarias, atendiendo un clamor general de la ruralidad que demanda mayor competitividad y ese impulso desde el ejecutivo para apostar por un campo más productivo, más viable y mucho más posible. Según el funcionario, se trata de una cifra sin antecedentes que impactará positivamente la productividad y la rentabilidad rural, incluida la cafetera.

 

“Es inocultable que estamos llenos de retos, pero en apenas quince meses hemos tomado medidas cruciales a través del Plan Nacional de Desarrollo para impulsar el emprendimiento, la equidad y la generación de riqueza con legalidad”, afirmó el funcionario en el Congreso Cafetero.

 

Sobre el particular el Gerente General de la FNC aplaudió y apoyó al ejecutivo en esa voluntad de buscar los recursos, aclarando que el proyecto de ley está aún discutiéndose en el Congreso, pero indicó que este es precisamente el momento para darle todo el apoyo del sector caficultor a una iniciativa de ese estilo.

Consideró que ya después de la irrigación de recursos habrá que esperar como ejecutará el gobierno esos dineros, pero indicó que el gremio le dijo al Presidente que la FNC es la entidad proba para hacer la ejecución de recursos de vías terciarias en las zonas cafeteras. En algún momento les pidieron a los cafeteros que hicieran vías nacionales, lo cual no tuvo eco por que la idea es llegarle con resultados a la comunidad cafetera con vías terciarias lo cual es una magnífica idea y un magnifico anuncio para los caficultores porque no hay una sola reunión a la que el Gerente asista con los caficultores de Colombia y una de las quejas o las peticiones no sea vías terciarias.

Con todo este nuevo entorno, puntualizó Vélez, empieza a haber elementos en donde el campo se empieza a arrimar, cerrando en principio esa brecha de la que tanto se queja el país.

 

Colombia ya pide café de calidad

El asunto de consumo interno de café sigue siendo preocupante para la Federación porque está en 2,3 kilos por persona lo cual es un consumo pírrico, pero manifestó que hay una información valiosa y creciente que hay en cada pueblo del país porque hay asociaciones o empresarios que están tostando café de excelente calidad para que sean consumidos en lugares de muy buena experiencia y concepto.

Reconoció que hay algunas marcas con líos de empaque que al no ser correcto oxida un poco el café, pero igual indicó que cualquiera de esos cafés que la gente escoja es mejor buena parte de los cafés que se encuentran en las góndolas de los almacenes o mercados en Bogotá. Destacó el éxito y la consolidación de los cafés regionales y dijo que todo cambió porque el café inclusive ya no se hace en greca.

 

“Solo en Apía, Risaralda hay 34 marcas de café, cinco cafeterías de gama alta alrededor del parque y de cinco cafés consumidos no se sabía cuál era el más delicioso. Nada que envidiarle a un café que uno se tome en Ginebra, Suiza. El tema es cambiar la realidad del consumo del café colombiano, tarea nada fácil porque tenemos una cultura de tomar café que proviene, en algunos casos, de pasillas del café colombiano”, remató el Gerente.

 

Café, un muro de contención: Duque

Foto Diariolaeconomía.com
Foto Diariolaeconomía.com

El café ha sido un muro de contención de la ilegalidad, destacó el Presidente de la República, Iván Duque, en la clausura del 87 Congreso Nacional de Cafeteros.

 

“Pocas veces se habla de esto, pero uno de los éxitos más importantes del café en Colombia es que en regiones donde era quizás muy fácil que llegara la gestación de la violencia fue el café el que la contuvo y generó una cultura de legalidad para miles de colombianos”, dijo.

 

El Mandatario ejemplificó que donde llega el café a apoyar la sustitución de cultivos de uso ilícito siembra esperanza, y destacó que la mejor manera de construir país es como lo han hecho los cafeteros, a través del diálogo y la conversación, no la imposición.

Duque puso una vez más a disposición de los cafeteros el aparato diplomático del país para que mediante las embajadas y oficinas de representación se pueda facilitar el acceso a mercados y se comprometió a hacer cuantiosas inversiones en construcción y mejoramiento de vías para reducir costos logísticos a los productores.

Visto 555 veces