Martes, 28 Junio 2016 22:31

Sancionan tres empresas por cartelización empresarial en pañales

Por

La Superintendencia de Industria y Comercio impuso multas que superan los 208 mil millones de pesos.

Por cartelización empresarial, la Superintendencia de Industria y Comercio impuso sanciones a Tecnoquímicas, Familia y Kimberly, por haber incurrido, durante más de una década (2001-2012), en una conducta concertada, continuada y coordinada para fijar artificialmente el precio de los pañales desechables para bebé en el mercado colombiano.

La Superintendencia de Industria y Comercio también sancionó a 16 altos directivos (funcionarios y ex funcionarios) de las tres empresas castigadas por cartelización al considerar que colaboraron, facilitaron, autorizaron, ejecutaron o toleraron la conducta violatoria del régimen de la libre competencia económica.

Las sanciones impuestas por la Superintendencia de Industria y Comercio estas tres empresas y a los 16 altos directivos de las factorías ascienden a una suma global superior a los $ 208 mil millones de pesos. Según la Superintendencia, las multas impuestas a las empresas, no superan el 8 % de su patrimonio ni el 7 % por ciento de sus ingresos operacionales anuales.

La Superintendencia archivó la investigación a favor de Tecnosur por haberse comprobado que dicha empresa es únicamente fabricante de pañales y no participa en la comercialización y mercadeo de los pañales. También se decidió archivar la investigación a favor de Drypers, por cuanto, si bien se acreditó su participación en el cartel, la misma cesó en el año 2006 y actualmente se encuentra caducada la facultad sancionatoria del Estado. Adicionalmente, fueron exonerados 25 funcionarios de las empresas, unos por caducidad y otros por haberse probado que no participaron en el cartel empresarial.

La investigación adelantada por la Superintendencia se inició a finales del año 2013 y contó con la colaboración de Kimberly como primera empresa delatora y Familia como segunda empresa delatora, quienes confesaron su participación en el cartel, reconocieron su responsabilidad, aportaron documentos, correos electrónicos y declaraciones de sus funcionarios y ex funcionarios en relación con la existencia y el funcionamiento del cartel empresarial en el mercado de pañales desechables para bebé en Colombia, a cambio de recibir los beneficios establecidos en la ley para dichos colaboradores.

La investigación de la Superintendencia logró evidenciar que Tecnoquímicas, Familia y Kimberly interiorizaron la cartelización empresarial en pañales desechables como parte de su dinámica empresarial, al punto de ser activamente liderada, promovida y patrocinada desde los más altos cargos directivos de las compañías, entre ellos quienes ocuparon los cargos de Presidente y Gerente General.

Así las cosas, indicó la Superintendencia, las tres compañías, en virtud de los actos de cartelización sancionados, renunciaron a las más elementales consideraciones de comportamiento empresarial, buen gobierno corporativo y buenas prácticas, violando su deber constitucional, legal y ético de competir en el mercado y por esa vía defraudaron la confianza de los colombianos y de la economía social de mercado, al haber fijado artificialmente los precios de los pañales desechables para bebé en el mercado colombiano por más de diez años.

Según estudios de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), los carteles empresariales que fijan artificialmente los precios en el mercado de los productos, generan sobre precios de entre el 15 % y el 60% por encima del precio de competencia.

El mercado de los pañales desechables para bebé en Colombia genera ingresos por cerca de $ 600 mil millones de pesos al año y las empresas sancionadas tienen una participación de mercado superior al 85%.

La Superindustria asegura que adopta estas decisiones para proteger el sistema económico, es decir, para garantizar que la economía social de mercado funcione adecuadamente en beneficio de todos los empresarios y todos los ciudadanos colombianos, en especial, de aquellos consumidores de escasos recursos económicos, que constituyen la población más vulnerable del país.

El cartel empresarial en el que según la Superintendencia de Industria y Comercio, incurrieron por más de una década Tecnoquímicas, Familia y Kimberly, afectó, preponderantemente, a los hogares con niños menores de 2 años, fundamentalmente aquellos pertenecientes a los estratos 0, 1 y 2.

El Gobierno Nacional, a través de la Superintendencia de Industria y Comercio, ratifica su indeclinable compromiso de luchar contra la cartelización empresarial y hacer respetar la libre competencia económica en la búsqueda del bienestar general de los consumidores colombianos y de todos los empresarios de nuestro país, pues ello además de ser un mandato constitucional y legal es un imperativo ético.

El Superintendente de Industria y Comercio, Pablo Felipe Robledo, mediante Resolución No. 43218 del 28 de junio de 2016, y previa recomendación del Superintendente Delegado para la Protección de la Competencia y concepto unánime del Consejo Asesor de Competencia, dispuso imponer las sanciones a las tres empresas productoras de pañales desechables para bebé en Colombia y a 16 altos directivos vinculados con estas compañías.

Visto 735 veces