Sábado, 30 Noviembre 2019 00:45

Asobufalos: Bien las exportaciones de lácteos y mejorando el volumen

Por

La dinámica del gremio deja un buen sabor porque premia una tarea bien hecha a tal punto que el sector crecerá este año a niveles del 25 por ciento.

La cría de búfalos en Colombia que empezó a dar pasos en 1967 crece de manera impresionante por un trabajo juicioso en los hatos bufalinos, pero igual en aquellas personas sobre las que pesa la dirigencia gremial a las que se les nota oficio, pasión, compromiso y demasiada gestión. Es increíble que de los 227.000 búfalos que tenía el país en 2010 en 2019 el cierre más de 403.699 cabezas, un incremento para esta vigencia del 20 por ciento.

Por tener triple propósito, carne, leche y trabajo, el búfalo se está afianzando como el animal indispensable en los campos de Colombia. Tiene como particularidad su formidable adaptabilidad, el buen desempeño en zonas de intenso calor y su rusticidad. Es un animal de mucho aguante y generalmente no suele enfermarse aunque ello no lo exime de vacunación y todo tipo de controles sanitarios ya que es una especie que aporta alimento el cual debe llegar a las mesas con toda la inocuidad del caso.

Para 2020 las metas son igualmente ambiciosas y es por ello que los productores le apuntan a un hato de 484.000 y de manera paulatina volver a los 555.000 que hubo en 2016 para sobrepasar el número y tener así oferta de derivados lácteos de comprobada calidad y de carne para un país y un mundo que cada vez piden más y más proteína. La idea de los criadores es generar una mayor oferta exportable para poner en los mercados de muchos países unos productos que a la fecha enamoran el paladar de colombianos y consumidores de alta exigencia por fuera del país.

En diálogo con Diariolaeconomia.com, la Presidente de la Asociación Colombiana de Criadores de Búfalos, Asobufalos, Claudia Patricia Roldán Calle, anotó que hay mucho entusiasmo al interior del gremio porque las exportaciones siguen muy dinámicas y el trabajo de los productores continúa firme, aplicado y con mayores aspiraciones de cara a seguir ganando terreno en los exigentes mercados del mundo con producto bufalino colombiano.

Especificó que muy a pesar de no haber podido atender de manera más directa a los productores, lo cierto es que se viene trabajando de la mano de todos aquellos que están queriendo transformar tanto la leche como la carne toda vez que hay consciencia que el mercado está pidiendo valores agregados expresados en corte y derivados de la leche elaborados para agradar bajo esquemas de inocuidad y toda la rigurosidad.

Las metas se cumplen con tanto juicio que actualmente unas cadenas de supermercados, bastante importantes, ya tienen su marca propia para los cárnicos, pero igual crearon un sello para los derivados lácteos provenientes de las búfalas lo cual es no solamente un logro grandísimo sino un avance considerable para el gremio porque motiva a la producción de leche de búfala y a la puesta en el mercado de carne de calidad, pero bajo estándares sanitarios que garantizan unos productos confiables, de gran sabor y nutritivos, el asunto es llegar a los mercados, apuntó Roldán Calle, pero haciendo las cosas muy bien.

 

“Por fortuna en menos de dos semanas recibimos nuevamente a la Agencia de Protección del Medio Ambiente de Estados Unidos, EPA, que en esta oportunidad va a certificar a tres bufaleras y aquí es bueno recordar que solamente hay nueve puntos de certificados de leche de vaca por esta agencia y ahora ya somos tres las bufaleras que entramos a ser certificadas por esta autoridad que dicho sea de paso es una agencia federal que tiene como tarea proteger la salud humana al igual que el medio ambiente, lo cual implica buenos tratos al aire, al agua y a los suelos”, indicó la señora Roldán Calle.

 

No escondió su regocijo pues reconoció que este tipo de avales o sellos les abre las puertas del mercado a los productores que en este caso estarán representados por haciendas como Fortaleza, Colbúfalos y la Hacienda Cuba que es de propiedad de la fundación Nuestra señora de los Desamparados, la misma que con su lucro atiende un programa de gigante componente social que beneficia a la población económicamente vulnerable con atención y educación a los niños.

Sobre la oferta exportable, la Presidente de Asobufalos indicó que siguen los avances en el sector y con ellos la ampliación de oportunidades para llegar con lácteos a mercados abiertos como Chile, Estados Unidos, Canadá y el de Centroamérica en donde hay toda una misión hecha y cumplida, pero la idea es seguir mostrando potencial, calidad, sabor y con ello llevar el derivado bufalino a más mercados. Están en perspectiva destinos de exportación como México, Perú y otros que requieren apostarle desde ya a la seguridad alimentaria.

Aclaró que la gran meta está en posicionar los cárnicos de búfalo, pero señaló que en ese subsector el gremio está tranquilo en vista que está amparado con los decretos para la exportación que es muy claro porque dice que bovinos y bufalinos pueden ser exportados. Reconoció que la gran desventaja, y en lo que hay que trabajar con intensidad, es en el volumen para poder cumplir con determinadas toneladas ante una eventual exportación, que tiende a ser de mayor escala por la misma necesidad de proteína en los países.

Ante ese contexto, la muy amable Claudia Roldán Calle, expresó que la idea es apuntarle a nichos de mercado más especializados como el gourmet y en otros en donde los productores tengan que esforzarse un poco más en hacer el trabajo bien para, desde luego, vender bien.

Es bueno dejar claro que si bien el hato bufalino dejó ver un descenso, este tiene como explicación la presión a la que conllevó el mismo proceso de selección, pero no por la falta de retención de hembras porque quienes están produciendo con búfalos no quieren descartar animales que reproductivamente están aptos para continuar sirviendo.

Los precios son una buena noticia hoy en el mundo de los hatos bufalinos porque hay empresas que están pagando la leche a 2.200 pesos el litro sin importar las distancias. La dificultad en el negocio está por los lados de la carne porque aún sigue existiendo un tabú que castiga esta excelente proteína que aparte de tener un muy buen sabor, cuenta con propiedades fabulosas para la salud pues no en vano la ofrecen en los hospitales para los pacientes afectados por cáncer. De todas maneras y más allá de las bondades que ofrece esta carne, resulta muy especial a la hora de llevarla a la parrilla, al horno o de brindarla en diferentes maneras, es decir toda una versatilidad al servicio de los chef.

Para superar ese escollo Asobufalos tiene claro que el problema no se queda única y exclusivamente el trabajo gremial sino en todo lo que pueda hacer por su cuenta cada productor, con mejores prácticas, cumplimiento de protocolos y haciendo muy bien una labor que tiene como igual un mejor mercado por valor añadido. El tema es elemental, comentó Roldán, si alguien hace muy juicioso su tarea nos lleva adelante, pero si el trabajo es cuestionable y poco comprometido, el sector echará reversa y esa, afirmó, no es la idea.

Para mejorar la demanda de carne de búfalo, el gremio le apunta a una campaña intensa que logre incentivar el consumo, ejercicio que no será difícil porque Asobufalos hace parte de la Federación Nacional de Ganaderos, Fedegán, el alto gremio que representa y defiende los intereses de todos los ganaderos y los búfalos igual hacen su aporte con la cuota parafiscal. El mayor conocimiento y aprecio por la carne bufalina, recalco, demanda una acción mediática que debe hacerse no solo desde Fedegán sino del gremio que agrupa los búfalos en Colombia.

 

“Estamos haciendo videos con los que se dan a conocer los productos y las ventajas de los derivados lácteos al igual que los cortes en carne y en la medida en que lo hemos podido hacer, no paramos de trabajar”, sostuvo la Presidente de Asobufalos.

 

En medio de las acontecimientos y de las soluciones que demanda el día a día, el gremio sigue vigoroso, creciendo a dos dígitos y con una perspectiva fabulosa ya que hay un mayor conocimiento del búfalo, de su leche exótica y única para la elaboración de quesos tipo mozzarella, uno de los productos que más se vende junto con los yogures de leche de búfala, todo un éxito en el mercado.

Para el gremio resulta muy satisfactorio ver que ya muchas personas están pensando en crear o reactivar empresas con un producto diferencial como lo es el búfalo.

Un factor que impulsó con más fuerza las exportaciones del sector búfalos fue el dólar toda vez que la devaluación les ayudó a los empresarios que han visto prosperar sus predios y sus rebaños, dejando por sentado eso sí, que a la par con las mayores ganancias, hay que pagar insumos que por ese fenómeno se encarecen de manera estruendosa.

Hay una convicción muy grande de crecer en el sector bufalino porque en regiones ricas y posibles como Arauca hay muchas personas con ganas de invertir o con inversiones en este tipo de ganadería, lo único reprochable es que en vacunación no se está discriminando lo que es búfalo y lo que hace parte del hato bovino, pues e hacerse bien este tipo de función sería mucho más fácil hacer el registro de un hato como productor de búfalos, una labor que de hacerse incrementaría ostensiblemente las fincas bufalinas en Colombia y no dar pie a que con el tiempo se mal entienda ese crecimiento. El no discriminar las especies en vacunación hace que se vea más delgado el hato, pero la idea es mejorar y empezar a dar pasos agigantados de cara a mayores producciones, más sólidos compromisos y en síntesis a tener una ganadería de búfalo sostenible y exportadora.

Colombia cuenta con más de 2.500 predios para la cría de búfalos y esta actividad le genera empleo a más de 20.000 personas de manera directa y a unas 50.000 de forma indirecta.

De cara al 2020 Asobufalos anhela un país con mucha más consciencia de producción, y unos nacionales que crean en Colombia y quieran el país lo cual hace que lo cuiden y no lo destruyan porque eso llena de tristeza a todos los sectores.

Es igual deseo en el próximo año poder recapitalizar un poco más varios sectores para poder así tener acceso a recursos y atender con ello a los productores del campo a quienes consideró, se les debe llegar más desde el punto de vista técnico y financiero puesto que actualmente se están encontrando nuevos productores con mucho desconocimiento sobre la actividad, situación que entorpece la producción. El tema es que para poder hacer mejor las cosas, se necesitan recursos para impulsar de mejor forma a todas las poblaciones productivas.

Una opción grande para los desmovilizados está por el lado de los búfalos y por eso Asobufalos ya entabló diálogos con la Unión Europea, UE, en donde hubo eco toda vez que sus voceros manifestaron que sin duda alguna la cría de búfalos es una posibilidad enorme en proyectos agropecuarios en donde tan solo ha habido espacio para el cacao, una puerta nueva que se abre para la ganadería bufalina en donde hay enormes oportunidades de negocio y rentabilidad para quienes decidan por hacer esa apuesta.

No se fue la Presidente de Asobufalos sin antes pedir apoyo para las regiones de frontera y las alejadas del centro del país porque están siendo impactadas terriblemente por el contrabando y por otras situaciones que le hacen la vida imposible al productor local.

Sobre el tema tributario, Roldán dijo que los ganaderos y el campo como tal siguen desde el punto de vista impositivo muy a la intemperie en donde se hacen urgentes mejores tratos para unos campesinos y unos empresarios que pagan muy altas tarifas en un sector sensible, de alto riesgo en la inversión y que no resulta estimulado por trabajar la tierra y sembrar alimentos o criar animales de diversas especies para que no exista la posibilidad del hambre o la desnutrición.

Destacó los créditos del Fondo para el Financiamiento del Sector Agropecuario, Finagro, porque se nota que a través de la inyección de recursos por esta vía, el gobierno le ha apuntado a un agro mucho más dinámico porque con los préstamos, Finagro ha dado una mano importante en vista que en lugar de incentivos, está favoreciendo al productor con tasas bajas, es decir que en aras de reactivar el campo, Finagro ha hecho una brillante gestión porque se nota la conversión de dinero en carne leche y todo tipo de productos sembrados en las fértiles tierras colombianas.

 

Protesta social, legítima. Desmanes, tragedia para Colombia

Al pronunciarse sobre un espinoso tema como es el de la protesta social en Colombia que deja ya muertos, desmanes, terror, robos, saqueos y todo tipo de arbitrariedad, la dirigente gremial dijo enfáticamente que esas manifestaciones totalmente llenas de ignominia le ponen palos en la rueda al crecimiento económico y al andamiaje empresarial.

Consideró que las cosas que se hacen mal en materia de comportamiento aplican para todos en detrimento de un país que ha hecho hasta lo imposible por enderezar una imagen que dejó maltrecha el contrabando, los secuestros, los abusos de la guerrilla y de otros grupos armados que restaron significativamente, alejando la inversión extranjera directa, la presencia de turistas y evitando el desarrollo y la misma generación de empleo.

 

“Tenemos que pararnos a trabajar, pero haciendo las cosas al derecho, sin destruir lo que hay en la casa porque estoy convencida que nadie acabó con los muebles o las porcelanas de la casa por una simple rabieta o por el solo hecho de querer expresar algo en familia, luego yo creo que el mundo nos está viendo muy mal y pienso que los colombianos que queremos el país tenemos que continuar y en ningún momento pararnos a observar. Estoy convencida que la mejor forma de llevar el país adelante es haciendo las cosas de la mejor manera y aplicando esa política ganadora de siempre ir hacia adelante”, exteriorizó la empresaria.

 

Agregó que en todo ámbito de la vida hay que hacer las cosas con cultura, con conocimiento, argumentos y el más diáfano fundamento, pues solo así es consecuente que todos escuchen y por esa vía lograr caminos de entendimiento para construir al unísono un mejor país en donde todos quepan sin ningún tipo de exclusión porque la idea es que Colombia sea un apacible hogar en donde, bajo un mismo techo, todos pueda progresar.

Hoy, enseñó la muy célebre dirigente, que son tan precarios los saldos de las manifestaciones que en este momento las operaciones de turismo que tienen toda la oportunidad de indexar el crecimiento, están en veremos porque infortunadamente, a los vándalos y personas ajenas a una marcha pacífica les dio por destruir las ciudades y acabar con los activos de cada poblado o capital, asunto inexplicable.

Esos turistas que tenían en la agenda de fin de año a Colombia para pasar la noche buena o el año viejo, posiblemente hayan cambiado su rumbo porque como a cualquier ser humano, las hordas y los desmanes les causan pavor, y por eso no pagan. Allí también se está perdiendo un favor del dólar porque el turismo es tan importante que es muy factible que muchas empresas y sectores pasen a segundo plano porque es un sector que le genera muchísimas divisas a un país, pero insistió que tristemente con la imagen que se le vende al mundo hoy, no se está generando una buena proyección, tema grave porque quita dólares, crecimiento, mejoras y empleo.

Es bueno precisar que al hacer el parangón con la carne de vacunos, la de búfalo tiene los mismos cortes, eso sí está comprobado que la carne de los búfalos tiene entre un 30 y un 40 por ciento menos de colesterol. Como dato afable, esta carne tiene 55 por ciento menos calorías y un 10 por ciento más en minerales y vitaminas. Toda esta información fue tomada de la Universidad de Florida Gainer Ville tras un estudio realizado en 1996.

Visto 1297 veces